Una actriz porno encontró a Dios tras una vida de drogas, prostitución e intentos de suicidio

Otro paso importante en su vida fue que logró reconciliarse con sus padres, con quienes tiene ahora una relación maravillosa y a los que acompaña regularmente a la iglesia. Después de todo, es consciente de Quién es el que le ha llevado hasta aquí:

«Veo con esperanza el poder despertarme cada mañana. Hay vida después del porno. Hay vida después de las drogas y la prostitución. Dios está vivo y trabaja. Dios está en la industria de los milagros. Por fin, he encontrado el amor incondicional de Dios y ya nunca daré marcha atrás».

Mas...

No hay comentarios: